En la actualidad, muchas personas leen el diario en sus teléfonos móviles, no en papel ni tampoco en la computadora de la oficina. Ahora las noticias y, aún más, los columnistas preferidos, se leen mientras se viaja desde o hacia el trabajo en trenes, subtes, micros o como fuere. Durante los fines de semana se prefiere el diario papel.

Esta visión lunes-a-viernes vs. fines-de-semana no es caprichosa. Surge de un relevamiento que completó The New York Times entre sus lectores y usó luego para actuar en consecuencia. Potenció su paquete de mayor éxito, que incluye la suscripción con la clave para leer online de lunes a viernes y recibir el diario papel los sábados y domingos.

Boston Globe ha ganado Emmys por sus documentales.

Por esta razón los medios gráficos apuestan por la identificación de las prioridades de sus lectores para seducirlos. Los diarios intentan adaptarse a las nuevas necesidades de sus lectores.

-Ahora, la premisa esmobile first, es decir, contenidos para telefonitos que los lectores puedan consumir camino a sus trabajos, reuniones y hogares, o mientras esperan un café o un turno médico. ¿Cuál es la oportunidad yacente allí? “Tengo 10 minutos sin nada que hacer, ayúdenme a ocuparlos en algo interesante.”

-Aprovechar las oportunidades que ofrecen los diarios (despliegue, profundidad) y sus websites, pero reformulando esas oportunidades para los telefonitos y, mirando al futuro inminente, las pulseras y los relojes con que ya experimentan Google y otras firmas de vanguardia. ProPublica es referente en este aspecto, al combinar textos que ofrecen distintos niveles de profundidad sobre los mismos temas (desde algunos muy sencillos hasta otros sólo para entendidos).

-Gracias a Internet, cualquier diario, por más pequeño que sea, puede tener alcance nacional (en rigor, global) y diversificado. Pero también puede convertirse en un referente de excelencia para lectores de distintos segmentos y “nichos”.

El portal de moda en estos momentos en Estados Unidos se llama Vox.com. Aborda pocos temas y en profundidades sucesivas, como capas de una cebolla, con dos grandes features: “Understand the News” -“Entienda las noticias” – y “Explained in 2 Minutes” -“Explicado en dos minutos” -. el lector tiene poco tiempo disponible y a menudo se desengancha de las noticias porque no puede seguir la velocidad con que se producen. Vox.com ofrece una introducción a los temas relevantes en tanta profundidad como lo desee cada lector.

-Internet ofrece la oportunidad de bucear en los temas que se prefieran, por el tiempo que se desee o se tenga, y en el formato que se quiera (texto, audio, infografía, video y más). Eso implica otra oportunidad para los diarios que adapten sus contenidos tradicionales (en sus propias páginas de Internet o a través de Facebook o Twitter, entre otras redes sociales para las que ya se desarrollan estrategias especiales). Los diarios pueden convertirse en una fuente diversa de contenidos de alta calidad que atraigan lectores (y anunciantes) en nuevos formatos.

-Si todos los medios ofrecen la misma información, ¿qué los diferencia? ¿Por qué pagaría un lector por esa información cuando otro medio se la ofrece gratis? La respuesta: hay que apostar al servicio de “contenido único”, “valor adicional”, “profundidad”. Esto puede traducirse en más o mejor periodismo de investigación.

Alcanzar a su público en sus teléfonos, proveer información diferenciada por intereses y garantizar profundidad más que velocidad son las prioridades que están renovando a los medios gráficos.

Fuente: La Nación

Seguir a Mabel Campanelli en Seguir a MabelCampanelli en Twitter